Trashumancia y naturaleza

Las vías pecuarias, caminos de vida

Las cañadas o vías pecuarias son los caminos por los que tradicionalmente se desplazan los rebaños.
No son simples trazados en la tierra: son corredores ecológicos que protegen la biodiversidad y ayudan a frenar el cambio climático.
Trashumancia y Naturaleza defiende a los ganaderos y ganaderas que luchan por preservar su modo de vida en la Península Ibérica.
Apoyándonos nos ayudas a mantener la tradición para proteger el futuro.

 

colaboraciones01-Trashumancia-y-naturaleza
Alliance for Mediterranean Nature & Culture
international land coalition
fundación vida silvestre de la mediterranea
Logotipo Fundacion Oxigeno

Las arterias de la biodiversidad

Probablemente has paseado por más de una vía pecuaria aunque no lo sepas. Incluso pisando el asfalto de Madrid podemos estar recorriendo antiguos trazados por los que se desplaza el ganado ya que una de las principales rutas trashumantes de la península cruza precisamente el centro de la capital.

Las vías pecuarias han sido reconocidas como Patrimonio Cultural Inmaterial con una longitud de 125.000 kilómetros y una extensión de 420.000 hectáreas. Estamos ante un caso único en el mundo. El discurrir de miles de rebaños ha configurado el paisaje y la memoria colectiva durante generaciones, siempre al ritmo cadencioso de los cencerros.

Pero, ¿sabes por qué son tan importantes?

  • Preservan la biodiversidad gracias a que el ganado dispersando semillas y conectando ecosistemas
  • Mitigan el cambio climático fijando carbono en el suelo y previniendo incendios
  • Ofrecen un modelo sostenible de producción de alimentos
  • Mantienen viva una cultura tradicional y conocimiento ancestral

Por eso Trashumancia y Naturaleza
apoya la revalorización de las vías pecuarias,
de las razas autóctonas que las recorren
y a los ganaderos y familias que las mantienen vivas

LA TRASHUMANCIA EN NÚMEROS

En España, cada oveja trashumante traslada diariamente unas 5.000 semillas y abona el terreno con más de 3 kilos de estiércol

La gestión adecuada de los pastizales por el ganado y las correctas prácticas agrícolas pueden fijar del 10 al 20% de las emisiones globales de combustibles fósiles mitigando el cambio climático

La trashumancia favorece el cuidado de la biodiversidad ibérica con más de 220 razas ganaderas autóctonas, 750 variedades distintas de cultivos, y unos 80.000 taxones de especies silvestres

Recuperar la trashumancia crearía 5.000 puestos de trabajo directos en el medio rural, que generarían empleo indirecto relacionado con la comercialización de los productos, el turismo o los servicios ambientales

La trashumancia en la península ibérica:
un caso único en Europa que hay que defender

Actualmente, en Europa, sólo existen dos regiones en las que perdura el desplazamiento del ganado de largo recorrido: en la región de Escandinavia con la trashumancia de renos y la nuestra.

El modelo de ganadería intensiva y estacionaria ha condenado a la trashumancia a ser un hecho anecdótico en países como Italia o Grecia. La península ibérica es un caso único ya que es el único que dispone de una red de vía pecuarias desde el siglo XIII.

Sin embargo, gran parte de sus caminos se encuentran degradados por falta de cuidado y escasez de descansaderos y abrevaderos cada 5 ó 6 kilómetros. Sin ellos, la práctica de la trashumancia está condenada a desaparecer.

Nuestra asociación trabaja para mejorar el estado de las vías pecuarias desde 1997 demostrando que es posible recuperar el pastoreo si se dan las condiciones logísticas y económicas necesarias para dignificar la profesión.

 

Defendemos que la trashumancia es vital para la supervivencia

de los ecosistemas en la península ibérica.
Hay que reivindicar el papel del pastoreo como herramienta
de gestión ambiental, alternativa para un mundo rural vivo y
para mantener la cultura milenaria de la trashumancia.

 

Somos una asociación pionera en promover la trashumancia
como herramienta contra el cambio climático y como
aliada de la biodiversidad.

 

Y lo hacemos trashumando.

Desde 1993 al año 2020 hemos recorrido andando 122.930 km con familias trashumantes por las cañadas

4000000
Ovejas
10000
Cabras
300
Caballos
20000
Vacas

En nuestro camino nos han acompañado
52 familias trashumantes de diversas
zonas de la península

A lo largo de nuestro viaje
se han dispersado

128 mil millones
de semillas

77 mil toneladas
de abono

¡La trashumancia sigue moviendo vida!

CONTACTO

direccion

Apdo. 33, Cabezón de la Sal. 39500 Cantabria (España)

telefono trashumancia y naturaleza

Oficina +34 942 700 753
Concha Salguero (coordinadora de proyectos) +34 679 40 24 71

Hablamos de trashumancia y de naturaleza en nuestro blog